Los tensores de acero sirven para jalar el alambre y el cable mientras se trabaja con ellos.

Esta herramienta básica para la tensión de líneas es resistente a la intemperie.

Se deben usar con cuidado para asegurar correctamente los alambres y cables.

Los tensores de acero son una excelente herramienta que comúnmente se usan en trabajos de  electricidad, comunicaciones y construcción. 

Son ideales para jalar alambre y cable y mantener una tensión temporal hasta que el trabajo pueda ser terminado permanentemente.

Deben usarse únicamente, para la tensión de líneas y no como anclas. Los puedes encontrar en Ansacero, al igual que otros artículos de ferretería en general

Notas relacionadas:

Consejos para elegir la mejor sierra circular para tu taller de herrería

Mira cómo usar malla ciclónica para decorar el exterior de una construcción

Aprovecha los sobrantes del perfil cuadrado para elaborar piezas decorativas

Los tensores de acero pueden ser de tipo estándar y de diseño particular de calidad.

Existen tipos y tamaños para cada uso tipo de cable y alambre, pero todos los diseños son muy resistentes ala intemperie.

Al momento de elegir un tensor se debe ser cuidadoso, pues deberás asegurar y dar confianza al manejo correcto de alambres y cables.

Existen tres factores básicos determinantes en la selección del tensor adecuado para cada aplicación:

Tipo de alambre o cable.

Diámetro exterior del alambre o cable.

Carga máxima de seguridad requerida.

Estos tres factores están incluidos en la descripción de cada tensor, junto con el tipo de contorno interior de la quijada disponible

La selección correcta de la quijada es esencial para evitar daños al alambre o al cable. 

Para tirar alambre trenzado, las quijadas deberán de ser lo suficientemente largas para aceptar una sección amplia del cable para evitar daños al conductor.

Cuando reemplazar

un tensor de acero

Por seguirdad, nunca deberá repararse ningún tensor de acero. 

Pero las quijadas de los tensores sí podrán, en ocasiones, ser reemplazadas si el tensor se devuelve. 

El desgaste o daño en la estructura de un tensor de acero no puede ser corregido con seguridad. 

Si un tensor se dobla, desalinea o se deforma debe ser desechado y reemplazado

Antes de cada uso, es recomendable inspeccionar todos los tensores para ver la condición de las quijadas, la alineación adecuada de las quijadas y de todas las partes, y detectar si hay deformación provocada por un exceso de carga. 

Los tensores con resorte deben mantenerse abiertos con la asa en la posición inferior y cerrar automáticamente en la posición superior.

Si necesitas alambre o mallas, en Ansacero puedes encontrarlas con servicio a domicilio a todo el país. 

Recibe nuestro newsletter