Toda genialidad de la arquitectura tuvo su nacimiento en un bosquejo, borrador o dibujo a mano alzada que, a su vez, es otra obra de arte. La primera semilla que resulta en una obra material impresionante tiene su respaldo a menudo en un croquis. En él, el arquitecto esboza una primera idea a grosso modo que la serviría de guiños o referente de lo que más tarde comenzará a construir.   

La palabra croquis proviene del francés del siglo XVIII, cuyo uso original vinculado con el verbo croquer (“cascar”, “comer”) cedió lugar al significado de “dibujo rápido” o “boceto”, algo que se hace a grandes rasgos y sin poner demasiado empeño en su precisión o exactitud, pies finalmente se trata solo d una guía.

En ese croquis, el arquitecto o artista expresa toda su creatividad y da rienda suelta a las imágenes que inundan su mente. De manera habitual esta serie de dibujos viene acompañadas de anotaciones que también serán de una relevancia importante en el producto final. Digamos que el croquis es el alma del proyecto, una especie de embrión que en meses o años se convertirá en una especie adulta. 

El croquis le permite al arquitecto tener una idea general, que poco a poco va cobrando múltiples formas y detalles hasta llegar a un resultado final. Muchos de ellos, pese a ser apenas una idea embrionaria, son verdaderos lienzos de genialidad que ya nos anticipan lo que está por venir. 

Los croquis se clasifican de la siguiente manera:

  • Topográficos. Representan terrenos, países o regiones imitando el punto de vista de los mapas.
  • De ideación. Aquellos que se realizan desde cero, permitiendo el libre flujo de la imaginación.
  • Artísticos. Bocetos de un objeto o modelo que se desea copiar en papel.
  • Panorámicos. Reproducen el punto de vista del dibujante, es decir, tratando de capturar la perspectiva específica desde la cual se mira el mundo.
  • Didácticos. Croquis empleados con fines educacionales.

También te puede gustar:

¿Qué es el interiorismo?

¿Dónde se construyeron los primeros rascacielos?

Recibe nuestro newsletter